Me encanta ser yo…

chava-en-campo

¿Puedes imaginarte lo maravilloso que sería vivir tu vida sabiendo que jamás nadie te criticará? ¿No sería una maravilla sentirse totalmente en paz, totalmente a gusto? Te levantarías por la mañana y sabrías que ibas a tener un día portentoso, porque todo el mundo te amaría y nadie te criticaría ni te mostraría desdén. Te sentirías estupendamente. Y, ¿sabes una cosa? Eso, tú puedes dártelo. Puedes tener la vivencia de compartir contigo la más asombrosa de las experiencias imaginables. Puedes despertarte por la mañana feliz de encontrarte contigo y de pasar un día más en tu compañía.

(Louise L. Hay de su Libro Pensamientos del Corazón).

BarraRosasCTV_34a

Me amo totalmente en el ahora…

risoterapia

El amor es el borrador más grande que hay, borra incluso las impresiones más profundas, porque el amor cala más hondo que nada. Si las impresiones de tu niñez fueron muy fuertes, y tú sigues diciendo que la culpa era de «ellos» y que no puedes cambiar, te quedarás atascado. Trabaja mucho con el espejo, ámate en el espejo, de la cabeza a los pies, vestido y desnudo. Mírate a los ojos y ámate, y ama al niño que llevas dentro.

(Louise L. Hay de su Libro Pensamientos del Corazón).

BarraRosasCTV_34a

Me amo y me acepto exactamente tal como soy…

shutterstock_53648944

Todos tenemos aspectos que nos parecen inaceptables e indignos de amor. Si estamos realmente enfadados con alguna parte de nosotros mismos, es frecuente que nos maltratemos. Entonces recurrimos al alcohol o a las drogas, fumamos, comemos en exceso o lo que sea. Nos castigamos. Una de las peores maneras de maltratarnos que tenemos es la autocrítica.
Es necesario que dejemos de criticarnos. Cuando lo conseguimos, nos asombra con qué facilidad automáticamente hemos dejado de criticar a los demás, porque todo el mundo es un reflejo de nosotros mismos, y lo que vemos en otras personas es lo que vemos en nuestro interior. Cuando nos quejamos de otra persona, en realidad nos estamos quejando de nosotros mismos. Cuando realmente somos capaces de amarnos y de aceptarnos tal como somos, no hay nada de qué quejarse. No podemos herirnos a nosotros mismos ni podemos herir a los demás. Ahora, prometamos no volver a criticarnos jamás por nada.

(Louise L. Hay de su Libro Pensamientos del Corazón).

wjouxfgpjc2

Me siento a gusto conmigo mismo…

20589626-Mujer-con-los-brazos-chica-de-la-libertad-en-la-playa-con-las-flores-en-verano-Foto-de-archivo

Elógiate y repítete a ti mismo lo absolutamente maravilloso que eres. No te critiques. Cuando hagas algo nuevo, no te recrimines porque no te salga bien al principio. Practica. Aprende qué es lo que funciona y lo que no funciona. La próxima vez que hagas algo nuevo o diferente, algo que apenas si estás aprendiendo ponte de tu parte. No te digas qué fue lo que hiciste mal; elógiate por lo que hiciste bien. Recompénsate, levántate el ánimo, de manera que la próxima vez que lo hagas te sientas realmente bien por hacerlo. Cada vez te saldrá mejor, y mejor, y mejor. ¡Y pronto tendrás una habilidad nueva!

(Louise L. Hay de su Libro Pensamientos del Corazón).

wjouxfgpjc2

.Acepto todas las partes de mí misma…

perdonar

Lo más importante del proceso de sanarnos o de integrarnos en un todo es aceptarnos totalmente a nosotros mismos, contodas nuestras múltiples partes. Aceptémonos cuando actuamos bien y cuando no lo hacemos tan bien, cuando nos asustamos y cuando demostramos nuestro amor, cuando nos comportamos tontamente y cuando nos mostramos brillantes e
ingeniosos, cuando fracasamos y cuando ganamos. Todo esto son distintas facetas de nosotros mismos. La mayoría de nuestros problemas provienen de que rechazamos partes de nosotros mismos: no nos amamos total e incondicionalmente. Que la mirada que echamos sobre nuestro pasado no sea de vergüenza. Miremos al pasado viendo en él la riqueza y la plenitud de la Vida. Sin esta riqueza y esta plenitud no estaríamos hoy aquí. Cuando nos aceptamos totalmente nos convertimos en seres íntegros y sanos.

(Louise L. Hay de su Libro Pensamientos del Corazón).

wjouxfgpjc2

Todos mis cambios son fáciles de hacer…

taller-de-gratitud1-668x400

Cuando empezamos a trabajar en nosotros mismos, a veces las cosas empeoran antes de mejorar. Está bien que así suceda, porque es el comienzo del proceso. Así deshacemos los viejos nudos. Déjate llevar por ello. Hace falta tiempo y esfuerzo para aprender lo que necesitamos aprender. No exijas un cambio instantáneo. La impaciencia no es más que resistencia al aprendizaje. Significa que quieres llegar al objetivo sin pasar por el proceso. Permítete recorrerlo paso a paso. A medida que avances se te hará más fácil.

(Louise L. Hay de su Libro Pensamientos del Corazón).

separador con piedra roja

Soy un ser armonioso…

75154_398979943508793_1179371485_n

Soy un centro en la Mente Divina, perfecto, entero y completo. Todos mis asuntos están Divinamente guiados hacia la acción correcta, que produce resultados perfectos. Todo lo que hago, digo o pienso está en armonía con la verdad. En todos los ámbitos de mi vida la acción correcta es perfecta y continua. Para mí, cambiar no implica ningún peligro. Me desprendo de todas las ideas o vibraciones de confusión, caos, des-armonía, des-consideración y des-confianza. Estas ideas quedan completamente eliminadas de mi conciencia. Estoy armoniosamente vinculada con todos aquellos con quienes me hallo en contacto. A la gente le encanta trabajar conmigo, estar conmigo. Expreso mis pensamientos, sentimientos e ideas de manera que los demás los comprendan y los acojan fácilmente y bien. Soy una persona que ama y siente alegría, y todo el mundo me quiere. Estoy a salvo. Soy acogida con júbilo adondequiera que voy. Todo está bien en mi mundo, y la vida es cada vez mejor.

(Louise L. Hay de su Libro Pensamientos del Corazón).

17359656