Verdaderamente disfruto haciendo mi trabajo…

¿Qué piensas de tu trabajo? ¿Lo consideras como una tarea pesada que tienes que hacer, o lo ves como algo que realmente te encanta hacer y lo disfrutas? Comienza a afirmar que lo que haces es muy satisfactorio para ti, que obtienes placer de tu trabajo. Mediante él te conectas con la creatividad del Universo y permites que fluya a través de ti de maneras que te gratifican Afírmalo así cada vez que los pensamientos negativos referentes a tu trabajo empiecen a acosarte.

(Louise L. Hay de su Libro Pensamientos del Corazón).

separador con corazoncito rosado

Anuncios

Crea tu propio blog con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: